Viaje de novios a Morro de San Pablo

Viaje de novios a Morro de San Pablo

Morro de San Pablo no es un sitio para aquellas parejas que buscan un lugar tranquilo y relajado, sino para quienes llevan una vida muy activa y gustan de la diversión. Tanto sean parejas de recién casados en luna de miel, como parejas que ya llevan un tiempo casadas y quieren vacacionar en un lugar que les ofrezca la posibilidad de disfrutar de las playas, el ecoturismo, los deportes acuáticos y la movida nocturna, este sitio lo reúne todo.

Si buscas playas de aguas transparentes, mucha tranquilidad durante el día, pero una intensa vida nocturna, con fiestas que duran hasta despuntar el día, tu luna de miel debe ser aquí.

Morro de San Pablo es un poblado que combina perfectamente sus hermosas playas con las múltiples actividades nocturnas, asegurándote diversión todo el día. La villa tiene limitada circulación vehicular, no se permiten los automóviles particulares, sino que hay autobuses que pertenecen a los hoteles más alejados de la villa, con recorridos prefijados y traslado gratuito. Estos autobuses también sirven de transporte para los habitantes de la isla.

Perfecto para las parejas que desean huir del ruido de las ciudades, pero esto conlleva la falta de algunas comodidades como las oficinas bancarias y el uso de las tarjetas de crédito extranjeras. Pero sí tienen un cajero automático del Banco do Brasil. También cuenta con cobertura de telefonía móvil, cabinas públicas y cibercafés. Algunos restaurantes, comercios y posadas, aceptan casi todas las tarjetas de crédito, pero es necesario llevar dinero en efectivo para las barracas de la playa, las panaderías, supermercados y puestos de artesanos.

Sugerencias para tu viaje de novios a Morro de San Pablo

Sugerencias para tu viaje de novios a Morro de San Pablo

Indudablemente las playas son el principal atractivo de Morro de San Pablo y cuenta con varias de ellas, con características diferentes, pero todas tienen su lado romántico.

  • Primera Playa: recibe su nombre por ser la más cercana al pueblo, es una playa pequeña, de 300 metros de largo. En ella se puede nadar, bucear y surfear.
  • Segunda Playa: es la de mayor actividad, tanto de día como de noche. Tiene 400 metros de largo. Su fisonomía es muy particular, pues está poblada por restaurantes, sombrillas y reposeras. Durante las noches, las fiestas le otorgan gran movimiento y suelen durar hasta que comienza el nuevo día.
  • Tercera Playa: con 800 metros de extensión, también cuenta con algunos bares y posadas. Desde su costa parten las lanchas que cruzan hasta la isla que está frente a ella.
  • Cuarta Playa: es una de las mayores playas de la isla, con 4 kilómetros de extensión y tiene la particularidad de ser una piscina natural. Es la playa más alejada de la villa.
  • Praia do Encanto: junto a la Cuarta Playa y dividida por un manglar que permite el cruce cuando la marea está baja. Tiene piscinas naturales y abundante vegetación.
  • Garapua: con 2 kilómetros de extensión casi desiertos, cuenta con algunos restaurantes y un pueblito de pescadores.
  • Pratigi: es la playa más extensa con 10 kilómetros y menos accesible, incluso en barco, por lo que es la más desierta, ideal para parejas aventureras que desean intimidad y relax.
  • Gamboa: esta playa está enfrentada al continente y posee un acantilado de arcilla. Es reconocida por sus tratamientos para la piel. En esta playa está el poblado donde se asientan la mayoría de los pobladores de Morro de San Pablo.

Luna de miel en Morro de San Pablo

Las parejas ecologistas también encuentran un espacio para una romántica luna de miel observando a las ballenas jubarte y a las ballenas francas entre los meses de julio y noviembre. En esta época, las ballenas llegan a las costas brasileras para procrear y alimentar a sus crías. Septiembre es el mes de los nacimientos, un momento perfecto para llegar de luna de miel al Morro y embarcarse en un barco pesquisa para recibir un tour educativo ambiental.

Otro paseo excelente para realizar en pareja es la caminata que va desde Morro de San Pablo hasta el pueblo de pescadores de Gamboa. El retorno se hace en barco pasando por el faro, el Fuerte de Tapirandu y otros lugares turísticos.

Las parejas que gustan de mantenerse en forma, aún durante su luna de miel, pueden escoger una caminata de 6 kilómetros atravesando la Mata Atlántica hasta llegar a Garapua, una bahía con forma de herradura, con pocos restaurantes y alguna barraca en la playa, junto al pueblo de pescadores. Este camino es plano y bastante sombreado. Puede recorrerse a pie demorando unas 6 horas, ida y vuelta, o puede recorrerse a caballo.

Los deportes náuticos son otro de los atractivos que Morro de San Pablo tiene para las parejas en viaje de novios. Desde la tradicional navegación a vela que permite disfrutar del paisaje costero, pasando por el surf, el kitesurf y también se da muy bien en estas aguas la práctica del buceo, que encuentra una fauna rica y aguas cristalinas.

Si viajas a Morro de San Pablo no olvides contratar tu seguro de viaje


0 Comentarios
  • No hay comentarios hasta el momento. Se el primero en comentar!

Dejar comentario