La historia de Fernando de Noronha

La historia de Fernando de Noronha

El archipiélago de origen volcánico, situado a 545 km de Recife, Fernando de Noronha, pertenece al estado de Pernambuco. Está conformado por 20 islas pequeñas y una isla mayor, la única que está habitada, y que lleva el mismo nombre del archipiélago. Las restantes islas conforman el Parque Nacional Marino, declarado por el gobierno, por lo que no se permite la presencia humana en ellas, con excepción de las investigaciones científicas. El conjunto del archipiélago fue declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO.

Muchos turistas viajan exclusivamente para bucear en sus costas, pues es uno de los mejores puntos de buceo del Brasil. Cuenta con una infraestructura turística bastante básica, conformada principalmente por posadas familiares, unos cuantos restaurantes y una reglamentación muy estricta en cuanto al tema de la conservación ambiental. Pero quienes visitan Noronha no están interesados en la hotelería, sino en los increíbles paisajes naturales, sus playas espectaculares y sus aguas de asombrosa transparencia.

Un poco de historia sobre Fernando de Noronha

Un poco de historia sobre Fernando de Noronha

Este archipiélago fue uno de los primeros en ser descubierto por los navegantes europeos que llegaron hasta esta región, debido a su ubicación. El mismo figura ya en el primer mapa de Brasil (1502), con el nombre de Sāo Joāo da Quaresma. El primer desembarco documentado, fue en 1503, el de Américo Vespucio. En 1504, el archipiélago fue donado al hidalgo Fernando de Noronha (quien había aportado el dinero para el viaje de Vespucio).

El archipiélago sufrió durante más de un siglo, el asedio de los marinos ingleses y franceses. Finalmente, en 1629, quedó en poder de Michel de Pavw, un neerlandés que lo arrendó por 25 años.

En 1654, los portugueses arrebataron el archipiélago a los neerlandeses, y para el siglo XVIII, comenzaron una población planificada, estableciendo villas permanentes. En 1737, comenzó la construcción de la fortaleza de Vila dos Remédios, cuya construcción demoró 41 años. Vila dos Remédios fue creada para albergar presidiarios provenientes de Pernambuco.

En 1739, cuando los gitanos fueron expulsados de todo Brasil, se dirigieron a Vila dos Remédios. También acababan allí los prisioneros por la práctica de la capoeira, luchadores que pertenecían a grupos criminales conocidos como las maltas. Este presidio común funcionó por 201 años.

En 1832, Charles Darwin hizo escala en Noronha, en su expedición a bordo del HMS Beagle. A partir de allí comenzó a ser utilizado como escala en diversas actividades, como el tendido del cable telegráfico transoceánico, en 1898, entre Brasil y África. Entre 1927 y 1934, funcionó como escala para los vuelos de los hidroplanos de Aéroposàle (aerolínea francesa).

En 1938, se transformó en una prisión para prisioneros políticos, albergando únicamente a presos del Estado Novo. Debido al nivel intelectual de esta nueva población carcelaria (muy superior al de un reo común), como forma de sobre llevar la vida carcelaria, florecieron pues, las actividades artísticas, donde tuvo una actuación destacada el grupo teatral, Teatro Aranha, dirigido por Agildo Barata Ribeiro.

En 1942, con el ingreso de Brasil a la Segunda Guerra Mundial, la isla se transformó en Territorio Federal y sirvió como base militar en el Océano Atlántico. La isla mayor fue cambiada con el reciclado de sus construcciones, que debían albergar a tres mil efectivos militares que se encontraban estacionados allí. Fue entonces que se construyó la segunda pista de aterrizaje y se instalaron baterías antiaéreas, de las cuales se conservan restos que pueden ser visitados. También se construyó una planta generadora de electricidad, un muelle, un cine al aire libre y un hospital.

Debieron además construirse casas prefabricadas para albergar a los 300 soldados norteamericanos que se destacaron como refuerzo de los brasileros. Noronha también fue el asiento de las tropas brasileras que invadieron Italia.

Luego de finalizada la guerra, el archipiélago mantuvo su carácter federal. Pero la población civil fue creciendo y retomando la infraestructura residencial. Se construyó una autopista que atraviesa la isla. En 1988, Fernando de Noronha fue reintegrado al estado de Pernambuco y se inició su desarrollo turístico y recreacional.

Si viajas a Fernando de Noronha no olvides contratar tu seguro de viaje


0 Comentarios
  • No hay comentarios hasta el momento. Se el primero en comentar!

Dejar comentario